sábado, 20 de abril de 2013

Ion Fiz, Sui Generis


Durante la pasada semana del prêt-à-porter de París, tuve la oportunidad de volver a ver al diseñador vasco Ion Fiz, quien en una de las exquisitas ferias de la ciudad presentaba a los potenciales compradores su nueva colección para el otoño-invierno 2013-14.


Bajo el nombre de “Sui Generis” (del latín, único en su especie), Ion ha inventado una colección prácticamente inclasificable por su originalidad y cuya inspiración parte de la abstracción y del haber querido dejar la mente totalmente en blanco, sin referencias de ningún tipo.


Conociéndolo como lo conozco desde hace ya varios años, no me cabía ninguna duda de que en esta ocasión su talento creativo iba a producir de nuevo algo excepcional. Y es que con diez años como profesional en el mundo de la moda aunque vocacionalmente sean algunos más, y con la motivación de su nueva etapa al inaugurar un nuevo atelier en el centro de Madrid, la colección Sui Generis resulta sencillamente exquisita.


Las prendas de líneas verticales y masculinas se muestran en tonos suaves, entre el gris y el beige (como el ambiente industrial del recién estrenado atelier), para salpicarse de vez en cuando de amarillo mostaza, verde musgo y azules turquesa o tinta, hasta un morado más intenso.


Los materiales utilizados como las lanas, la napa y el crepé de seda se mezclan en abrigos y vestidos para recrear diversas texturas, algunas prendas salpicadas también de plumas o cristales de Swarovski que junto al estudiado patronaje y los detalles en los acabados componen una imagen más de alta costura.


Pero si la propia colección resulta seductora, el golpe de efecto lo consugien los complementos elegidos. Colaboraciones interesantes de las que se obtienen por ejemplo unas estupendas gafas de acetato y metal bicolor de manos de Natural Optics, o unos fantásticos sombreros de siluetas originales y en fieltro de lana realizados por Biliana Borissova.


También sorprende el calzado, producido por la firma española Iphigenia, presentando unos mocasines de tacón transformables mágicamente en botas cuissardes al poder incorporar una pieza de piel, o unas sandalias que abrazan de una manera tremendamente sexy los tobillos de la mujer.
Y es que como el propio nombre elegido para esta colección, la mujer Ion Fiz es única en su especie.

4 comentarios:

Maite dijo...

Me gusta, me gusta, me gusta!

Cheska dijo...

No me defrauda nunca es muy original le he visto en varias ocasiones y me gusta lo que hace.
Tarde pero llego pirata!!

Besos

JLM de Paris dijo...

Gracias por estar ahí! ;-)

Mayte de la Iglesia dijo...

Presentación genial.
GRACIAS POR TUS POSTS!!