miércoles, 13 de febrero de 2013

Las mercerías son "hipsters"


Ahora que el término está tan de moda habrá que utilizarlo antes de que nos agotemos de tanto escucharlo.

Las mercerías, ese perfil de negocio que durante los últimos años han ido cerrando persianas al igual que las tiendas de lanas, y que parecen retomar fuerzas.
Puede que el interés que recae en ellas sea por la tendencia DIY (Do it your self/Háztelo tu mismo), por esas modas repentinas tildadas de modernez cuando no es otra cosa que dar un paso hacia lo que ya hacían nuestras madres o abuelas, o bien, por necesidad real, como es mi caso al tener que ir indagando en proveedores de aquí y allá para intentar encontrar las piezas que tengo en mente y me gustaría integrar en cada una de las colecciones que iré presentando de MY/TE.

Así es como he vuelto a dar un paseo por lugares que tenía un tanto olvidados descubriendo un buen puñado de otros "nuevos". Nuevos para mi, porque llevar llevan todo la vida ahí.


En Barcelona tras pasar por la popular Santa Ana, situada en pleno Portal del Ángel, o la exclusiva Mokuba, de origen japonés, quería acercarme a Antiga Pasamaneria J.Soler, pero al estar cerrada decidí dar unas vueltas por el barrio ya que está repleto de tiendas de este estilo (para mi disgusto muchas de ellas repletas de piezas tremendas de importación) topándome con Coses de Casa donde puedes comprar toallas, mantelerías, delantales, costureros... 

Puede que no sea una mercería al uso, pero consiguió quitarme el regusto poco productivo que me había dejado el paseo.


Seguro que en Madrid conocéis multitud de sitios por la zona Pontejos que es donde se concentran este tipo de tiendas pero os saco del céntrico barrio de sol y os llevo hasta esta maravilla en la zona de Olavide.
Se llama El Botón de Oro y es original de los años 30.

Caótica, descuidada, con una dependienta que no es precisamente la alegría de la huerta (pero en qué mercería la hay, si no eso no sería una mercería con todas sus letras) es una pieza arquitectónica de valor incalculable por sus artesonados en metal, las telas que tapizan paredes y techos y por su puesto los famosos frescos de la segunda sala donde está restringido acceder.


La familia posee otro local por la zona del Santiago Bernabeu, pero nada qué ver, ésta es la que hay que visitar si os apetece dar un salto en el tiempo y rebuscar a la caza de una pieza de vete tú a saber cuando.
 
Por cierto, justo al lado de esta tienda hay un anticuario specializado en textiles y abanicos el cual abre en los horarios que le da la gana pero es muy interesante de visitar. Para que no lo perdáis de vista C/ Tarde nº 31.


En París hay diversos sitios a reseñar si buscas abalorios, cintas o tejidos, sobre todo fuera de stock, en la zona de Montmartre. Los fines de semana es una auténtica locura adentrarse en este paraíso para todos aquellos que desean adquirir piezas para los DIY. Incluso en más de una ocasión me he cruzado con algún equipo creativo de grandes firmas de moda a la búsqueda de joyas que inspiren sus futuros trabajos.

Es tan simple como acercarse a la Place Saint Pierre (18eme) y buscar Marché Saint Pierre Dreyfus, Tissues Reine y Les Coupons de Saint Pierre, armarse de paciencia y mirar y remirar.
  

Aunque mi espacio predilecto está en le Marais, Entrée des Fornisseurs, 8 Rue des Francs Bourgeois (3eme), en el interior de un patio donde encuentro pasamanerías, hilos, patrones, etiquetas, libros de manualidades, cintas, plumas.... ¡¡entro en éxtasi!!
Y para rematar la jugada luego me voy a disfrutar de un falafel gourmet y después un pastel en Sacha Finkelsztajn reconocible por su fachada amarilla.


El universo mercería también llega al planeta on line, así que todos aquellos que no tengan la posibilidad de acercarse a alguno de los sitios mencionados, aquí tenéis un espacio con una selección fantástica en botones, kits de tricot, piezas para conformar el costurero (que antes era muy normal eso de tener hilo, agujas y dedal por casa, pero más de una vez hemos tenido que recurrir al de aquel hotel para coser un botón que está en el filo de caer) o cursos donde aprender diversas técnicas.


Y como moderna y actual que es, no solo podréis realizar vuestras compras on line sino que además podéis seguir su canal en youtube, twitter, facebook o pinterest para estar al tanto de sus novedades, vídeos tutoriales, nuevas aportaciones....
Todo desde casa, para visitarla o si quieres apuntarte a uno de sus cursos de punto a domicilio, porque no todo va a ser cara la pantalla del ordenador.

Antes de que se pierdan, al fin a alguien le ha dado por recuperarlas.

11 comentarios:

Little Hannah dijo...

Conozco El Botón de oro. Mi madre me llevó cuando era pequeña por primera vez y coincido contigo en todo lo que dices. YO tb me quedo con Megino, por la zona de la calle Fuencarral :) Y los dueños son encantadores :)
Un beso

pinafili dijo...

Buenísimo tu post, me ha encantado. Enhorabuena!
www.pinafili.com

dolce far niente dijo...

Ojalá sea cierto que se ponen de moda, porque en Valencia ciudad, han desaparecido!!
bss

Firenze dijo...

Uauuu lo tienes super estudiado!!jeje
Yo no soy muy manitas así que tampoco frecuento mucho este tipo de tiendas, pero sí que me gusta entrar de vez en cuando a estas tiendas o a otras que sean un poco antiguas...tienen un algo especial...

Un besito


MI ESTRELLA ALTAYR dijo...

Hola, ante todo enhorabuena por el inicio de vuestra revista y de tu blog, me ha gustado mucho la entrada que has escrito.
Yo soy de un pequeño pueblo de Albacete que se llama Caudete y aquí aún quedan un par de mercerías abiertas.
Mi abuela de pequeña me enseñaba de todo un poco y la verdad que soy algo manitas.
Un saludo!

Maite dijo...

Entrar en una de estas es todo un mundo de sorpresas!

The Bluefox Project dijo...

Mi madre tiene una mercería en Zaragoza que ya fue fundada por mi bisabuela, así que me ha encantado ver este post y también el resurgimiento de estos comercios. He de añadir un pequeño detalle: mi madre en su tienda es un encanto con las clientas, así que la excepción de la regla de la antipatía jajaja Por cierto, me gusta verte en GRAZIA, compré la revista ayer y me está sorprendiendo gratamente. Saludos!!

Mamen Segura dijo...

A mi me encanta un cinta, un encaje, un fieltro, muchos botones, todo lo que llena el corazón de una Mercería. Estoy de acuerdo contigo y lo he comentado muchas veces. Me encanta las mercerías pero no se lo que pasa que no he encontrado todavía en Sevilla un/a empleado/a simpática y agradable. Hay una en el centro que tiene de todo pero hay que pensarse entrar, porque la mujer no te atiende te riñe . Bueno pero de todos modos me encanta todo lo que se refiere a detalles de costuras. Y me encanta tu blog.

Desde mi blog "Corazón de Fieltro y Lana"

Un saludo cariñoso. Seguimos en contacto.

Lucía dijo...

¡Me encantan las mercerías! me dio mucha pena cuando en mi barrio cerró por jubilación una de esas de toda la vida, estilo el "El botón de oro", la buena noticia es que han abierto un estudio de arquitectura en el local y han conservado algunos elementos originales.

Bicos,
Lucía

Mayte de la Iglesia dijo...

Lucía: ya nadie quiere heredar este tipo de negocios. No son rentables. Qué bueno que los arquitectos lo hayan respetado.

Mamen Segura: jajjajjaja Es que una mercería sin dependienta con mal genio.... qué es eso!!! Tiene que ser así.

The bluefox project: jejejje Tu madre ha de romper con la leyenda!! jejejej Espero lo perpetúen por mucho más!!
Esperamos seguir haciéndote disfrutar la revista.

Maite: Sí!! Siempre!!

Mi estrella Altayr: Qué suerte, a mi la mía también pero aprendí poco... jejejje Lo mío es más la cocina que también aprendí de ella. Qué tal las mercerías de Caudete?

Firenze: Ahora con la colección me las tengo que recorrer todas... así que estoy haciendo un master! jeje

Dolce far niente: Y las de la plaza redonda también??

Pinafili: Gracias!

Little Hannah: Megino?? No los conozco!! Me pasaré por allí,. Gracias por la info.

GRACIAS POR LOS COMENTARIOS
Mayte

Unknown dijo...

En este 2016 mercería del litoral te ofrece un servicio personalizado para que montes tu propia mercería, envíos rápidos a la ciudad donde te encuentres visita http://www.merceriadellitoral.com.ar/